Técnica

Goza Purón Sotres de una técnica de ejecución envidiable, exquisita y esmerada; Trabaja como un artesano para preparar sus cuadros y bastidores, que él mismo corta, tensa, prepara, impregna y lija.

No usa barnices en su cocina, tan solo a modo protector una capa de resina Dámmar diluida en esencia de trementina que amarillea muy poco con el tiempo. Tiene predilección por los formatos grandes, de hecho el que más usa es el 120 X 110. Pero por exigencias del público se va acomodando a formatos menores.

Prepara las telas con cola de conejo debidamente lijada entre capas para crear así un lienzo elástico y asegurar la correcta conservación de la capa pictórica. Según la técnica a emplear, usaba caseína si pretendía pintar con temple y grasa si era el óleo su técnica de ejecución. Daba una imprimación de color blanco o rosa dependiendo del motivo a pintar. Utiliza en general tres tipos de telas; una de trama más abierta e hilo grueso, y otra más fina. Y por último hemos visto numerosos cuadros con telas de imprimación industrial.

Este pintor, tiene gran preocupación por el paso del tiempo y dedica muchas horas en preparar sus lienzos para asegurar así, una correcta conservación en el futuro. Tuvo exquisito cuidado de sus obras pues algunas aparecen enteladas en el reverso como protector de la humedad.

En ocasiones utilizó el blanco de titanio muy cubriente, diluido en cola de poli acetato de vinilo, que es muy recomendable en zona con humedad relativa elevada como ocurre en Llanes. Hacía cuando estaba seco después de unos días, el dibujo preparatorio con toda clase de detalles, mediante lápiz o carbón, que luego manchaba con aguadas muy diluidas en aguarrás, para rellenar las grandes masas. Aboceta mucho, en sus dibujos nunca emplea el blanco.

Tenía una enorme paleta de nogal y usaba gran cantidad de pinceles y de un grosor considerable, tanto planos como redondos. Al final prefirió usar una paleta blanca que daba un color más real a sus colores.